z35W7z4v9z8w

¿Que pasa conmigo?

De las preguntas existenciales

Si estas leyendo estas líneas, posiblemente te encuentres en un proceso de reflexión.

De alguna forma u otra, has tenido que hacer un alto en el camino… Ya sea por tí mismo, por un ser querido… un hijo, tu pareja, un amigo, o alguien más… simplemente en tu aquí y ahora hay una pregunta, una situación…algo que te impide seguir con tu rutina y que desestabiliza…

Las preguntas existenciales… aquellas que nos hacen volver la mirada a nuestro interior… buscando respuestas o alivio, son las más importantes y cruciales…

Son los momentos que nos hacen detener nuestro caminar rutinario para decir… quiero hacer algo… quiero cambiar esto… o al menos… ya no quiero seguir así… si estás en ese momento de tu vida… no lo dejes pasar, atrévete a darte tiempo para ti mismo, para reflexionar y analizar, invierte en tí mismo, al final de cuentas es lo que verdaderamente nos queda…

Todo lo externo es pasajero, todo lo que puedes adquirir desde cosas materiales o relaciones con otras personas en algún momento pasa y vuelves a quedar solo contigo mismo y esos momentos de soledad y de interiorización son los que verdaderamente marcan tu bienestar, tu nivel de satisfacción personal, tu autorrealización en la vida y los que determinan si el propósito de vida esta siendo cumplido o estas muy lejos de hacerlo…

Cuando analizas tu vida y logras ese sentimiento de satisfacción pero más allá de satisfacción…de paz … es cuando sientes que vives una vida con sentido… lo que sucede es por el contrario… la angustia, la ansiedad y la insatisfacción son sensaciones más frecuentes que la paz interior, esto ocurre por que puede haber en ti una gran acumulación de situaciones que no han sido resueltas, que se quedaron por allí inconclusas, sin resolver, desde resentimientos hasta culpas y reproches a ti mismo que no te dejan sentir bienestar, satisfacción y paz… y esto se torna aún más delicado cuando no te dejan continuar con tu vida y te bloquean, te impiden buscar alternativas de crecimiento, te hacen estancarte o peor aún… te hacen retroceder y comienzas a sentir desesperanza y ver frente a ti caos y no encuentras sueños ni ilusiones… estas en una Zona de PELIGRO y quienes te rodean también, porque nadie puede dar lo que no tiene…

Suele pasar que estas crisis personales acaban por ser crisis familiares y empiezas a hacerle daño a quienes menos quieres dañar… Por favor… cuando tengas una alerta de este tipo… detente y date tiempo para resolverlo, date permiso de parar antes de herir o herirte más…

Simplemente date un poco de amor a ti mismo… Una frase: TE mereces un tiempo para TI, permítete vivir y sentir paz interna.